Un caso de pederastia y asesinato que revela los tumbos de una investigación policial

La madre declaró a la Policía Nacional que su hija de 12 años de edad “acostumbraba a tener relaciones sexuales por dinero” con el hombre de 61 años a quien las autoridades atribuyen su asesinato.

Según la Policía, Fausto Antonio Tejada Ramos ahorcó a Andreína Frías el pasado 30 de abril. La niña vivía con una tía en el barrio Las Cañitas, del Gran Santo Domingo.

Este asesinato, que ocurrió en el barrio Los Minas Viejo, debería escandalizar, estremecer a toda una sociedad; pero en República Dominicana no pasa de ser un titular noticioso. Con apenas 12 años, Andreina pasa a ser una estadística más: su carita, su triste historia de vida, son sustituidas por un frío número bajo la clasificación de “feminicidios”.

No me atrevo a pedir a usted que lee este artículo –madre o padre, tía o tío, abuela o abuelo– que cierre los ojos y piense que su pequeña y adorable hija, sobrina o nieta de 12 años es asesinada por un vejete de 61 que podría ser su abuelo. ¿Duro, verdad? (¡impensable!, dirían otros). Y sin embargo, esta es una realidad que se vive en barrios y comunidades pobres del país. El caso de Andreína es la punta del iceberg.

pedofilia

 

Continue reading “Un caso de pederastia y asesinato que revela los tumbos de una investigación policial”

Una propuesta a la Primera Dama

Estimada doña Candy:

Antes que nada me permito saludarla con el respeto y deferencia que merece la Primera Dama.

Le escribo, doña Candy, porque usted es la persona más cercana a Danilo Medina: almuerzan juntos, ríen juntos, se cuentan infidencias, duermen juntos, en fin… viven juntos, lo que la convierte en una de las personas que más influencia tiene en nuestro Presidente.

6721e20f-6497-4a02-a485-1581b728087f

En razón de esta “cercanía influenciadora” le propongo lo siguiente: que –una noche de estas– le cuente de viva voz a su esposo de 29 años de casados que a las mujeres dominicanas nos están asesinando, que no hay suficientes casas de acogida, que hay miles de niños y niñas huérfanos y huérfanas víctimas de la violencia contra las mujeres; que hay familias destruidas por el rencor que el asesinato de una mujer causa entre las familias del padre y la madre; y dígale, doña Candy, sobre todo, que la percepción que tenemos las mujeres dominicanas es que desde el Gobierno no se exhibe una voluntad política determinante para frenar o disminuir los feminicidios. Que ni siquiera sabemos si el Ministerio Público y la Justicia hacen todo lo necesario para castigar a los asesinos. Continue reading “Una propuesta a la Primera Dama”

Cuando la razón puede más que una injusticia

Pedro Luis Báez, el hombrecillo “diminuto y flaco”  que asesinó a puñaladas a Gleidy María Muñoz Gómez, de 26 años seguirá preso.
La fiscal de Santiago, Yeny Berenice Reynoso,  está decidida a que así sea.  Y su decisión cuenta con el apoyo de ciudadanas y cuidadanos que ayer,  con ropas negras  protestaron por la decisión del juez Gabriel Marchena, frente al Palacio de Justicia de Santiago.  Su destitución fue solicitada a la Suprema Corte de Justicia.
Tenemos que crear concidencia
El sábado, un día después del asesinato, el juez Gabriel Marchena  ordenó  dejar libre a Pedro Luis Báez al pagar  una garantía económica de un millón 500 mil pesos (de los cuales sólo se paga un 10%, es decir, 150 mil pesos).
Reynoso, además de desacatar la orden del juez, apeló la sentencia.
Tenemos que hacer conciencia
Susi Pola del Movimiento Vida sin Violencia (Movida) –que protestaron este lunes- le comentó a Palabras Libres que Movida ya solicitó la destitución del juez Marchena, a través de la magistrada Eglis Esmurdoc, Coordinadora de la Comisión de Género del Poder Judicial y Jueza Segunda Sustituta del Presidente de la Suprema.
Casi 50 mujeres muertas en 2011 es prueba de una sociedad sin conciencia del problema social del feminicidio; esa es  la razón de decisiones como la del juez Gabriel Marchena.

En Dominicana para un juez la vida de una mujer vale 150 mil pesos

La vida es un don invalorable.   Pero para el juez  Gabriel Marchena  la vida de  una mujer, 26 años y madre de tres hijos,  Gleidy María Muñoz Gómez,  valía 150 mil pesos  (3,947 dólares).
Pedro Luis Báez, asesinó a puñaladas –certeras en el pecho-  sin contemplaciones, sin ningún prurito,  a  Gleidy María el pasado viernes 17  en Santiago.   Ni corto ni perezoso, al otro día, el sábado,  Marchena, quien es juez de Atención Permanente,  ordenó la libertad de tras el pago de una garantía económica de un millón 500 mil pesos.
Con su decisión el  juez Gabriel Marchena revela un alto grado de insensibilidad hacia el problema del feminicidios  en el país.  No dejo de preguntarme ¿En qué estaría pensando este juez al momento de emitir esta sentencia?
La magistrada procuradora  general adjunta para Asuntos de la Mujer, Roxana Reyes,  declaró el pasado 14 de junio que de enero a abril de este 2010,  34 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o ex parejas.
Tenemos  que decir ¡NO!   Hoy lunes a las 9 de la mañana, el Movimiento Vida sin Violencia (Movida) irá al Palacio de Justicia de Santiago para entregar un documento en el que expresan su rechazo a la decisión del juez Gabriel Marchena.
Tenemos que ponernos a una, tenemos que asistir a decir que no aceptamos este veredicto vergonzoso. Tenemos que demandar una verdadera justicia porque dominicanos y dominicanas nos merecemos una sociedad más justa!

Leonel Fernández ordena hacer “averiguaciones necesarias y monitoreos” y asegura que dará “cualquier tipo de ayuda” a dominicano que mató mujer de 40 puñaladas

Cuando escribía este post para presentar la carta que envió la diputada Minou Tavárez Mirabal a la presidenta de Acroarte, y el artículo que previamente había publicado Susi Pola en el vespertino El Nacional, a propósito de la nominación y posible entrega de premio a Omega, un hombre que estuvo preso por agredir violentamente a una mujer,   decidí echar un vistazo por a los diarios on line y  me topé con una nota que publica Diario Libre Digital y que me dejó más que indignada :  “El presidente Leonel Fernández, ha intervenido a través de una comunicación oficial enviada al cónsul general en Boston, Dominico Cabral, a favor del ex profesor Hamlet López, condenado el 18 de enero de este año a cadena perpetua en una corte de Rhode Island por el asesinato de su novia Miledis Hilario a quien ultimó con más de 40 puñaladas”.
Y agrega la nota “El primer mandatario, instruyó al cónsul Cabral para que hiciera las averiguaciones necesarias, monitoreara la situación del reo y se encargara de cualquier tipo de ayuda que tanto él (López) como la de su familia”.

Por suerte que la Justicia norteamericana Sí otorga las penas justas y en nada cambiará las “averiguaciones y monitoreos” que ordene hacer el presidente una media isla donde los feminicidios son el pan nuestro de cada día.
El tipo este que se vaya a pagar con su vida a la cárcel, que mucho dolor y daño causó a la madre, a la familia, de una mujer que mató de 40 puñaladas.   No una ni dos, no, fueron 40!

Omega, Acroarte, Susi Pola y Minou Tavárez Mirabal

Este año 41 mujeres han muerto a manos de un hombre que supuestamente la amaba. La más reciente una adolescente de 17 años: Andrea D´Oleo. Un pretendiente la mató a puñadaldas este jueves en la noche. En este país asesinar a una mujer por cualquier “quítame esta paja” se ha vuelto tan cotidiano como la comida bandera nacional: arroz, carne y habichuela.
Será por eso que la Asociación de Cronistas de Arte entiende que premiar a Omega, un hombre que estuvo preso por golpear a una mujer y que además las agrede con las letras de los adefesios que “canta”, es, simplemente  nada… o sí, quizás piensan que este es otro tipo de arte…  Continue reading “Leonel Fernández ordena hacer “averiguaciones necesarias y monitoreos” y asegura que dará “cualquier tipo de ayuda” a dominicano que mató mujer de 40 puñaladas”

La insoportable cotidianidad de los feminicidios. ..!estoy harta!

“La maté porque era mía”.   Esta frase de Juan Pablo Castel en “El Túnel”  de Ernesto Sábato, viene a mi memoria cada vez que leo que otra mujer es asesinada por quien supuestamente está llamado a amarla y protegerla: por el hombre que comparte su vida.

Y lo que más me preocupa es con la naturalidad con que los feminicidios se han afincado en la cotidianidad de los dominicanos y  las dominicanas.  Se cuentan por miles quienes justifican que “un hombre celoso”  mate a una mujer. 

Y me preocupa más aún,  ver que como sociedad estamos haciendo muy poco.  

Yahaira, así sin más.  La nota policial sólo la identificó así.  Sólo bastó una semana de vivir juntos para que Luis Cuevas la matara a puñaladas. Ella tenía 30 años y él 50.  El asesino no respetó que era Día de La Altagracia. 

Ayer lunes  le tocó a Valentina.  El sargento de la Policía Nacional Willin José López Pérez la mató a tiros. Luego se suicidó (¿por qué no hizo esto primero?)…

Helen Cesarina Suriel

Ruth Rivera Sánchez (17 años y embarazada)

Bárbara Carolina Amparo (embarazada)

María Altagracia Robles Rosario

Jennifer Lantigua García

Por todas ellas, víctimas de enero, mi corazón se constriñe y lanzo un grito de rabia e impotencia, de hartazgo.