Una cañada, un feto muerto y el Premio de la Bienal

Desde sus tiernos cinco, Ricardo Hernández vive en Gualey.  De la mudanza con sus padres a este sector asolado por la pobreza han pasado ya 33 años.
Pero su amor renace cada día “Gualey es mágico” dice este hermoso ejemplar mulato, propietario de una de las más bellas y diáfanas sonrisas que ojos humanos puedan ver y femeninos disfrutar.
“En Gualey viven miles de personas  con mucho mérito. Por ejemplo, el otro día dos niñas ganaron una competencia de tecnología en México… aquí vive mucha gente con talento que está  lejos de las drogas y de la delincuencia”, afirma sin que asome ningún atisbo de duda.
Desde hace un tiempo Ricardo  se ha dedicado a hacer fotos de su amado Gualey y en todos los ángulos posibles “a veces la gente me ve y piensa que estoy loco porque hago fotos en todas las direcciones: hacia arriba, a los lados, al suelo…”.
Un día de julio pasado se encontró con un gentío que iba hacía una de las cañadas donde habían encontrado un feto muerto. Y él, cámara en mano, se fue al lugar donde la gente se arremolinaba “en los barrios cuando sucede algo, cualquier tragedia se convierte en un espectáculo”.
Clic. Clic. Clic. Hizo foto de la cubeta donde habían llevado al feto; del cuerpecito…. de los curiosos, de la cañada, de la basura en las aguas fétidas…Clic. Clic. Clic…COMPOSICION GANADORAEl pasado 16 de agosto, Ricardo Hernández  estuvo entre los ganadores  en la categoría Fotografía de la 25 Bienal de Artes Visuales con la foto del feto, la cañada y la gente: “RAW, Controversial y espinoso” (en el contexto fotográfico RAW es un formato de archivo digital sin alterar).
“En el momento que tomé la foto no tenía intención de presentarla a la Bienal por lo fuerte del tema; pero un amigo me motivó y decidí ensamblarla y presentarla a pesar del tema tan fuerte que abordaba”.
Otra foto suya, “Cultura Cachua” quedó entre las finalistas

CULTURA CACHUA

El artista. El sueño de siempre de Ricardo ha sido estudiar Artes Plásticas. Pero sus más fieras enemigas, las estrecheces económicas, hasta ahora, le han ganado batalla: Ricardo, padre de Paola y Josué, tuvo que dejar sus estudios en la Escuela Nacional de Bellas Artes y no los ha podido continuar.
“Hice mi preparatoria en Bellas Artes pero no pude continuar porque me quedé sin trabajo… muchas veces tenía que ir desde mi casa en Gualey a la calle El Conde, a la Escuela, a pie. En un período inicié las clases pero solo asistí dos veces; no tenía dinero para comprar los materiales”.

MEMORIA DE GUALEY
NIÑOS DE GUALEY

Entró al mundo periodístico de la mano de la prensa escrita. En 1998 ingresó a cubrir unas vacaciones. He ahí fue contratado para trabajar en El Nacional; luego pasó a la revista Viú del desaparecido El Siglo y luego en El Caribe. Hoy día trabaja para la revista “Estilo” del Diario Libre.
Un ganador. En 1996 obtuvo el segundo premio del concurso “Retrata tu país con Kodak; en 1998 logra el primer premio de fotografía de Casa de Teatro con una imagen recreando los efectos del ciclón George “imágenes por turbulencia”
Hace un par de meses ganó el segundo lugar en la categoría “Experimental” y obtuvo una mención de honor en la categoría Blanco y Negro de un concurso auspiciado por Fundación Global y Desarrollo (Funglode).

De  manos del secretario de Cultura, Ricardo recibe su pergamino que lo acredita como ganador en la categoría Fotografia de la pasada Bienal.CON EL SECRE

10 respuestas a “Una cañada, un feto muerto y el Premio de la Bienal

  1. Si, Noda, Ricardo es un ser humano-profesional-artista estupendo. Lo mismo que tu! Te quiero amiga!

    Amadeus (uhnn, me gusta ese nombre… Amadeus) gracias por tus palabras…para mi es un privilegio que siempre pases por aquí.

    Itania María

  2. Ita, has hecho honor -con tus prosa sublime- al hermoso ser humano, amigo y colega Riqui. Felicidades por tu espacio, por tu sensibilidad y por tu mágica escritura.

    Besos,
    yu

  3. Yulendys:
    Tienes toda la razón Ricardo es un gran y hermoso Ser Humano.
    Con toda la humildad del mundo, te digo GRACIAS!

  4. Siendo sincera acceso muy pocas veces al espacio pero cuando me encanta lo leo (tampoco soy la que mas leo) pero cuando lo hago siento que estoy visitando cada uno de los lugares de las historias sobre las que escribes, es que parece que cuando escribres vas en la alfombra magica de aladino. Tu espacio es simplemente……..INIGUANABLE!!!!!!!

    Wanda C.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s